Monumentos

Serbia tiene un rico patrimonio cultural que van desde los restos del asentamiento humano más antiguo en Lepenski Vir, de 7000 años de antigüedad, a través del sitio neolítico en Vinca, pasando por los edificios romanos y bizantinos, Tabula Trajana, Gamzigrad, la Fortaleza de Belgrado, Petrovaradin, las distintas Fortalezas y los monasterios medievales con su singular arquitectura y pinturas al fresco de la belleza de la edad de oro de Serbia de los siglos XII y XIII.
10.jpg

Đurđevi Stupovi, Žiča, y el Patriarcado de Pec, Gračanica, Visoki Dečani, Ljubostinja, Mileševa, Sopoćani son algunos de ellos.

También están el patriarcado de Pec, Gračanica y Nuestra Señora de Ljeviš-donde aún se respira el espiritual medieval serbio, bastiones de la ortodoxia, protegida por la UNESCO.

El Monasterio de Studenica y la ciudad medieval de Ras, con el Monasterio Sopoćani se incluyen en la lista de los más valiosos monumentos en el mundo, protegido por la UNESCO.